¿Cuál es la diferencia entre Empatía y Simpatía?

Empatía es la habilidad para experimentar los sentimientos de otra persona. La empatía va más allá de la simpatía, que es preocuparse y entender el sufrimiento de los otros. Ambas palabras son utilizadas de manera similar e intercambiadas de manera frecuente (lo que es incorrecto), ya que difieren sutilmente en su significado emocional.

Tabla de comparación

Empatía
Simpatía
DefiniciónEntender lo que otros sienten porque lo has experimentado por ti mismo o puedes ponerte en sus zapatosReconocer las dificultades emocionales de los otros y proveerles confort y seguridad
Ejemplo“Sé que es dificil perder peso porque yo he pasado por los mismo problemas”“Tratar de perder peso muchas veces puede sentirse como una ardua batalla”
RelaciónEntendimiento personalEntendimiento de las experiencias de los demás
AlcancePersonal; puede ser de uno a muchos dependiendo de las circunstanciasDe una a otra persona o de una a muchas (de una a un grupo)

Contenidos: Empatía vs. Simpatía

1 Diferencias emocionales

2 Relación entre Empatía y Simpatía

2.1 Ejemplos

3 Empatía, Simpatía y Humanidad

4 Origen de las palabras

5 Referencias (español e inglés)

Diferencias emocionales

El sentimiento de simpatía viene del descubrimiento de que otra persona está sufriendo, a diferencia de la empatía, en la que se siente el dolor o sufrimiento de la otra persona. Una persona expresa simpatía pero comparte empatía. El sentimiento empático puede ser breve y el sentimiento de la persona es el que se explica con la frase “Ponerse en el lugar de la otra persona”.

De los dos sentimientos, la empatía es mucho más profunda, pero la simpatía puede ser igual de honesta y comprensiva. De cualquier forma, la empatía puede forjar una conexión más fuerte y significativa, al servir como un puente para una mayor comunicación entre individuos o entre un líder y sus seguidores.

Relación entre Empatía y Simpatía

La base para la simpatía y la empatía es la compasión, una mezcla de comprensión y aceptación de los demás que puede ser vista como derivada de o mejorada por el conocimiento y la sabiduría.

La compasión reconoce una parte de “uno mismo” en el “otro”, los aspectos compartidos y comunes de los sentimientos entre individuos. Tanto la simpatía como la empatía implican preocuparse por la otra persona, pero con la empatía, la preocupación es reforzada o expandida al ser capaz  de sentir las emociones de la otra persona.

Ejemplos

Empatía y simpatía no son mutuamente excluyentes pero tampoco se sienten siempre al mismo tiempo. Por ejemplo, la gente que pierde a su ser querido puede recibir simpatía de muchos, pero solo los que han experimentado una pérdida similar son capaces de empatizar verdaderamente.

Un caso en el que puede haber simpatía pero no empatía, puede ser el de alguien que pasa por una bancarrota. La mayoría de la gente que se preocupa por esa persona puede sentir simpatía por su situación –y tal vez podrían sentir pena por él, un sentimiento relacionado frecuentemente con la simpatía–  pero relativamente, muy pocos serían capaces de empatizar, ya que solo una minoría de las personas llegan a experimentar la situación de estar en bancarrota.

Empatía, Simpatía y Humanidad

La capacidad de simpatizar y empatizar son consideradas como vitales para el sentimiento de humanidad, que es la habilidad de entender a los otros seres humanos y sus problemas. Las personas que carecen de esta capacidad generalmente son clasificados como narcisistas, sociópatas o, en casos extremos, como psicópatas. De cualquier forma, estos términos solo son aplicables si una persona carece consistentemente de la capacidad de simpatizar o empatizar con los demás.

En general, hay muchos casos en los que la gente puede no sentir simpatía o empatía. Esto debido a la falta de conocimiento o porque sus experiencias son diferentes. Lo anterior no significa que sea una conducta anormal. En cambio, algunas personas son demasiado empáticas. Esto las puede llevar eventualmente a ser agobiadas por los sentimientos negativos que toman de sus relaciones y encuentros con la gente.

Origen de las palabras

La palabra “simpatía” viene del Griego antiguo “sunpathos”, que significa “con/junto” y “sufrimiento”. La palabra fue modificada al latín por “sympathia” y luego al Francés por “sympathie”.

“Empatía” fue acuñada en 1909 por el psicólogo británico Edward B. Titchener. La estructura de la palabra viene del griego antiguo “empátheia”, que significaba “pasión”. No obstante Titchener la utilizó para traducir la palabra alemana “einfühlungsvermögen” y su concepto de sentimiento compartido.

Es interesante que el Griego actual, empátheia ya no tenga una connotación positiva sino que se refiere a sentimientos negativos o prejuicios en contra de otra persona.


Referencias (español)

Referencias (inglés)

Artículos Relacionados